Noticias

Día Mundial de la Atención Primaria, por Teresa Biec

“La Conferencia reitera firmemente que la salud, estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades, es un derecho humano fundamental y que el logro del nivel más alto posible de salud es un objetivo social sumamente importante en todo el mundo, cuya realización exige la intervención de muchos otros sectores sociales y económicos, además del de la salud.”1 Las primeras líneas de esta frase creo que todo estudiante de Medicina las ha escuchado, repetido e intentado interiorizar. Pero hasta que no empecé la residencia y tuvimos los primeros cursos de bioética no pude empezar a entender ni su procedencia, ni la importancia de lo que se empezó apenas 40 años: La Conferencia de Alma – Ata y el comienzo de la Atención Primaria.

En esta conferencia organizada por la OMS y UNICEF se resumen 10 puntos, el primero comprende la definición de salud y el último, el objetivo de alcanzar un nivel de salud aceptable para toda la humanidad en el año 2000, remarcando la búsqueda de política de la paz y disminución de lo recursos en armamento. Huelga decir que estamos aún lejos de este objetivo.

También se habla de responsabilidad gubernamental, de la promoción y prevención de la salud, de la participación de la sociedad y de la equidad. Alma – Ata incluyó todo esto, y es donde se recogió la definición y los componentes de la Atención Primaria de Salud, siendo “la clave para conseguir esta meta como parte del espíritu de justicia social del desarrollo”1.

¿Y cual es esa novedosa definición? La Atención Primaria de Salud es atención sanitaria esencial, basada en la práctica, en la evidencia científica y en la metodología y la tecnología socialmente aceptables, puesta al alcance de todos los individuos y las familias en la comunidad mediante su plena participación, y a un coste que la comunidad y el país lo pueden soportar, a fin de mantener cada nivel de su desarrollo con un espíritu de autorresponsabilidad y autodeterminación.

Forma parte integrante tanto del sistema sanitario del país, del que constituye la función central y el núcleo principal, como del desarrollo social y económico de la comunidad. Representa el primer nivel de contacto de los individuos, las familias y las comunidades con el sistema nacional de salud, acercando la atención sanitaria al máximo posible al lugar donde las personas viven y trabajan, constituyendo el primer elemento del proceso de atención sanitaria continuada.

Después se explica que la Atención Primaria refleja las condiciones económicas y socioculturales del país y sus comunidades, que tiene que incluir servicios de prevención y promoción del autodesarrollo individual y comunitario, servicios curativos y rehabilitadores con provisión de medicamentos esenciales. También que hay que priorizar a los más necesitados y, además, hay que tener vistas hacia una mejora progresiva e integrada con otros niveles asistenciales y en el primer nivel con el resto de profesionales sanitarios.

Mi visión y experiencia es corta y limitada: De estudiante roté durante un mes, que al menos me hizo plantearme ese enfoque biopsicosocial necesario para ser un buen profesional y lo que implicaba funcionar como primer nivel asistencial. Me decanté por esta especialidad y a un mes de especialidad, no podría haber decidido mejor, aunque es verdad que la visión de la realidad versus lo ideal de la Atención Primaria difiere. En cuatro años de formación 20 meses son en Atención Primaria. En cuatro años y sobre todo en el último año completo en mi centro de salud, he empezado a encontrarme con algunos de los límites que existen a este nivel: Es muy difícil / imposible atender correctamente a un paciente en 6 minutos, existe un exceso de burocracia, se asisten a demasiados pacientes cada vez menos empoderados sin una adecuada educación de la salud que no debería aprenderse exclusivamente en atención primaria, nos encontramos con listas de espera prolongadas para la atención especializada. Los problemas de ámbito social no están desbordando y no se facilita la formación continuada del profesional, además de no valorar el trabajo de nuestros tutores. Disfrutan de muy poco reconocimiento para la importante labor formativa que realizan.

Gracias a este artículo he leído más profundamente acerca de Alma – Ata, aquello que veía que me intentaban explicar nuestros tutores en los cursos con tanto entusiasmo y que yo no entendía, quizás porque ya en los años en los que vivimos lo daba por hecho. Leo artículos que lo abordan como una visión radical, una estrategia para controlar las dictaduras militares de aquellos tiempos, una utopía. Está claro que no hemos alcanzado el objetivo, que sentimos que esa responsabilidad por parte de los gobiernos se está olvidando, que están dejando de cuidar y mantener este arma tan especial que nos incluye a todos. Aprovechemos este 12 de Abril (tendremos que reclamar para poder celebrar) para recordar todo esto, para que los pacientes y la comunidad nos conozcan y para seguir alzando la voz, así que por favor, abran paso y vayamos juntos, que después de 40 años tenemos una meta a la que llegar.

Informe Alma – Ata 1978: Atención Primaria de Salud: http://apps.who.int/iris/bitstream/handle/10665/39244/9243541358.pdf;jsessionid=0D1B7563953D52208BE29E08728D3DB4?sequence=1

Decálogo de Objetivos Foro Atención Primaria: http://www.agapap.org/druagapap/system/files/Decalogo-2018-logo-web_0.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s